El equipo de enología de Renacer sigue sorprendiendo.



Punto Final Naranjo, así como suena y se lee, vino Naranjo. Los enólogos de Renacer se mimetizaron con el color institucional y nos traen un vino de este color:


Este estilo de vinificación ha evolucionado desde ser una tendencia que comenzó alrededor del 2011 hasta convertirse en una nueva especialidad en Argentina. Las producciones suelen ser pequeñas, se elabora a lo largo de todo el país y pueden ser de diferentes variedades, según la disponibilidad de uvas blancas o la preferencia del equipo enológico.


Se trata de un Chardonnay cosechado en un punto medio de maduración, su proceso de elaboración es como el de un vino tinto, es decir, se deja el mosto macerando con sus pieles; y este contacto con las pieles hace que tenga un color más oscuro que el vino blanco. La fermentación de este vino dura aproximadamente unos 15 días, a 18°. Tiene una crianza en barricas de roble francés de segundo uso sin tostar por 3 meses.


La pregunta es; ¿Cómo se logra el color? Y Olivier Coquet, enólogo de Renacer explicó: El particular color es porque se extraen componentes poli fenólicos, es decir: color y taninos amarillos que con el oxígeno se oxidan un poco, y así se logra el tono naranja.


Es un vino versátil y fácil de beber, combina perfecta con pastas ligeras y frutos de mar. Tiene notas a durazno maduro, damasco, miel y flores como manzanilla.


Se encuentra disponible en el wineshop de la bodega, en las principales vinotecas de Argentina y en todas las sucursales de Enogarage. Su precio es de $ 1800.